Pinturas y barnices ecológicos

| 10 /marzo/2008 | 0 Comentarios

Las pinturas y barnices ecológicos actuales utilizados en bioconstrucción, son similares en apariencia y facilidad de aplicación a sus homólogos convencionales petroquímicos. Las pinturas naturales, por lo general tienen una base de aceite de linaza, en combinación con otros aceites naturales, resinas, pigmentos y disolventes como por ejemplo el aceite de trementina, que hace que los revestimientos sean a la vez flexibles y biodegradables.

En bioconstrucción, se utilizan barnices naturales para la madera, que suelen estar compuestos de aceite de linaza hervido o sin hervir (aceite de linaza grado superior). El aceite de linaza, tienen excelentes cualidades como protector, además de permitir respirar a la madera. Los barnices naturales respetan los microporos de la madera, y permite el paso a través de ellos, de la humedad interior de la madera, sin dejar de ser impermeable a los agentes externos, lo que reduce el riesgo de descamación, ampollas, etc. y puede ayudar a reducir la humedad y la condensación.

También existen ecopinturas o pinturas ecológicas para exterior. Su formulación, se basa en la estabilización del silicato de sodio que se une químicamente con su sustrato, creando un recubrimiento resistente, que es menos probable que se agriete, rompa o descascarille.

La base de fondo para madera, se basa en aceites naturales (similares a los encontrados en la madera de forma natural), estos penetran profundamente y pueden mejorar la adherencia de la pintura, gracias a la unión con las resinas ya presentes. La aplicación de estos aceites acondiciona y rejuvenece las maderas castigadas y envejecidas, además de formar una capa repelente al ataque de insectos y hongos.

Las pinturas ecológicas utilizadas en la bioconstrucción, debido a que no contienen componentes “plásticos” en su formulación, también previenen la electricidad estática, lo que significa menos polvo, (un problema para personas con alergias). Estas pinturas también están libres de química de síntesis (un posible componente del Síndrome del Edificio Enfermo). Muchos disolventes sintéticos están clasificados como agentes cancerígenos, y durante la aplicación de estos disolventes, se puede exceder los niveles recomendados hasta en siete veces. Las resinas de vinilo (que se encuentran en los productos convencionales de PVC) pueden dañar los pulmones, el hígado y la sangre, irritan la piel y posiblemente causar cáncer.

Las pinturas petroquímicas, también contienen muchos otros productos dañinos, como estabilizantes, conservantes, etc. En la fabricación, también está presente la contaminación. Solamente en la producción de una tonelada de pintura petroquímica, pueden producirse hasta 10 veces esa cantidad en residuos. Por el contrario, los fabricantes de pinturas naturales intentan mantener la generación de residuos al mínimo.

Las pinturas naturales, por lo general, son nuevas formulaciones que están basadas en “recetas” antiguas.

Las pinturas a la cal, son útiles en los proyectos de restauración tradicional, pero pueden igualmente ser utilizados en obra nueva. Están especialmente pensados para usos en condiciones ambientales húmedas. Las formulaciones modernas, usan el aceite de linaza en vez de la tradicional cola o PVC.

Las paredes interiores basadas en pinturas ecológicas traspirables, presentan una buena permeabilidad de vapor de agua y están diseñadas para su uso en el hogar o la oficina moderna, así como en proyectos de restauración que apliquen criterios de bioconstrucción.

Etiquetas: , , ,

Categorias: Pinturas y decoración, Productos

Deje una respuesta

Debe de ser Inicie sesión para dejar un comentario.